PLAN DE SALUD

1.- Nueva Infraestructura hospitalaria para una salud de calidad con atención técnica, científica y humana

La gran mayoría de nuestros establecimientos de salud están en estado deplorable, con techos colapsados, columnas desgastadas, puertas y ventanas rotas, baños inservibles y sin agua,  equipos médicos obsoletos y/o malogrados que solo sirven como chatarra. La capacidad de atención en las dos provincias con mayor población como  Piura y Sullana, que  solo tienen un hospital II- 2, donde se atienden miles de pacientes referidos de otros distritos y provincias, ha colapsado. La población creció, la infraestructura envejeció, la oferta de médicos es escasa, y las enfermedades y epidemias son aún más mortales.

En estas circunstancias se hace necesario declarar en cuidados intensivos la salud en nuestra región, en este marco es necesario una reingeniería en todo nuestro sistema de atención hospitalaria. Tenemos que actuar con celeridad, sin darle margen a la corrupción y al lento actuar de los actuales responsables de nuestra salud.

En nuestra gestión vamos a trabajar de la mano con los alcaldes electos de nuestros distritos, las provincias, el Gobierno Central, el MINSA, el MEF,  la Contraloría, y el Colegio Médico del Perú para resolver juntos y rápidamente la problemática de infraestructura, equipamiento y recursos humanos de nuestro deficiente sistema de salud.

Aquí una lista de acciones que implementaremos para lograr la mejora de la salud de nuestra región:

Realizaremos las gestiones pertinentes para que se cumplan y reduzcan los tiempos de ejecución de  los proyectos de factibilidad, financiamiento y construcción, de los 32 establecimientos de salud que el MINSA  ha definido como estratégicos.

En este sentido trabajaremos los siguientes puntos:

a).- Aceleraremos los procesos faltantes para iniciar la construcción de los 4  establecimientos de salud estratégicos de Nivel I- 4, que beneficiarán a las poblaciones de Huarmaca, Huancabamba, Los Algarrobos y Ayabaca. A estos establecimientos de salud que ya tienen el expediente avanzado y el financiamiento aprobado, solo les faltan  los procesos de convocatoria a licitación pública para su construcción. Es así que nuestra gestión velará para que los ganadores de este concurso sean empresas de prestigio, con experiencia  y solvencia moral, que hayan culminado con éxito obras de infraestructura hospitalaria importantes, y en el tiempo previsto, sin juicios, sin sanciones, ni ampliaciones presupuestales. En cuanto a la adquisición de laboratorios, equipos de  diagnóstico por imágenes y mobiliarios, tendremos una mirada vigilante para que sean de probada resistencia en su uso y eficaces en su diagnóstico.

b).- Tendremos listos, durante el primer año de nuestra gestión, los proyectos definitivos, con financiamiento aprobado de 8 nuevos establecimientos de salud estratégicos, que beneficiarán a las poblaciones de Máncora, Paimas, Sechura y Tacalá. Para hacer realidad estos proyectos gestionaremos los recursos para su construcción. En este sentido seremos muy estrictos en la convocatoria de empresas nacionales e internacionales que tengan experiencia en el diseño de proyectos  y construcción de grandes complejos hospitalarios. No contrataremos empresas que hayan generado problemas con la Contraloría, o que en sus procesos de construcción, hayan incrementado sus costos para terminar la obra. Con proyectos de gran calidad que consideren nuestra realidad geográfica y social, vamos a conseguir los recursos presupuestales para su construcción en plazos breves. Nuestra población no puede esperar más.

c).- Aceleraremos la construcción del Hospital de Alta Complejidad de Piura y el Hospital de Apoyo de Sullana. Velaremos para que se construyan en los plazos establecidos y de acuerdo a las condiciones técnicas propuestas.

d).- Implementaremos un equipo profesional de expertos, conformado por gerentes de centros hospitalarios, médicos, arquitectos, ingenieros y analistas especializados en la revisión de proyectos y  construcción de infraestructura de salud con financiamiento público, para acelerar el desarrollo de los expedientes técnicos y la construcción de los 20 establecimientos de salud restantes para cada una de nuestras provincias. Al término de nuestra gestión dejaremos encaminados, con expedientes y presupuestos aprobados, y en proceso de licitación la  construcción de  la totalidad de los establecimientos restantes. La meta es ambiciosa pero no por ello imposible, trabajaremos arduamente para cumplir la meta que todos los piuranos nos hemos trazado.

2.- Equipamiento médico e instalación de laboratorios especializados

a).- Aceleraremos la reposición de equipos en los establecimientos de salud de toda nuestra región. De nada nos vale tener establecimientos de salud nuevos o remodelados, si no se cuenta con equipos modernos de diagnóstico por imágenes, laboratorios de análisis clínicos para detectar o descartar enfermedades, o lo que es peor no tener los insumos para procesar los análisis. Vamos a crear un Departamento de Supervisión y Control  adecuado para realizar el inventario de los equipos de tecnología médica, y velará por el correcto uso y funcionamiento de estos equipos. Evitaremos de este modo que dejen de funcionar para favorecer intereses ajenos.

b).-Gestionaremos la instalación, en la ciudad de Piura, de un laboratorio de análisis e  investigación de enfermedades provocadas por insectos.  Este laboratorio centralizará todos los análisis de los pacientes de todas las provincias de nuestra región, que tengan la sospecha de haber sufrido la picadura de los mortales  insectos transmisores del dengue, chikungunya y zika. Adicionalmente, y en la misma línea, vamos a centralizar todos los estudios y casuísticas de tratamientos y programas de prevención de enfermedades virales, para que en un mediano plazo se reduzcan los brotes. Actualmente estos análisis se realizan en la ciudad de Lima, lo que hace poco eficaz el tratamiento oportuno, y que se traduce en muertes que pueden ser evitadas.

 

3.-Gestionaremos eficientemente en la implementación de programas de prevención, como base principal para mejorar la salud de nuestra población y reducir las brechas de muertes por desnutrición crónica, embarazos no deseados y muertes por falta de atención médica

a).-Fortaleceremos la prevención de salud y la lucha para disminuir la  desnutrición crónica infantil y la anemia.  Lo bueno debe continuar y ser reforzado. Potenciaremos el programa SIREPI duplicando el número de  profesionales  nutricionistas, quienes trabajarán para prevenir y disminuir los índices de desnutrición crónica infantil y la anemia en la primera infancia. Adicionalmente y con mayor esfuerzo trabajaremos programas que motiven la cultura del consumo de productos altamente nutritivos, educando a nuestras madres piuranas en el uso adecuado de sus recursos económicos, potenciando su conocimiento en la preparación  de alimentos saludables y nutritivos; utilizando y promoviendo los insumos que nuestra tierra y mar generoso nos ofrecen y que son bastante económicos y de alto nivel nutricional; potenciaremos y garantizaremos el consumo de productos que tengan mucho contenido en hierro, así como  las chispitas  salvadoras (suplemento que previene la anemia y la desnutrición por ser  rico en hierro, vitamina A, complejo B y otros nutrientes). Vamos a incidir en el manejo de la data estadística con los resultados y avances de este  programa, vital para que los ciudadanos del futuro sean más saludables y se forjen un mejor futuro.

b).- Instauraremos campañas de salud como “Tolerancia cero a las enfermedades” en caravanas móviles itinerantes en cada provincia. Se convocará entre nuestros profesionales de la salud a doctores entre los que se considerarán  oncólogos, odontólogos y psicólogos; tecnólogos médicos; enfermeras y personal administrativo y de gestión al cliente, con el objetivo de que realicen voluntariamente, labores de promoción, prevención y atención resolutiva, con alto nivel de soporte tecnológico (laboratorios y equipos de diagnósticos por imágenes). Estos equipos beneficiarán directamente a las familias en sus barrios, a la niñez y adolescentes en sus jardines y colegios, a los jóvenes en las universidades y a los trabajadores y empresarios en sus centros laborales; en donde, además se intensificarán las acciones para prevenir accidentes y muertes en el trabajo.

c).- En este marco, desarrollaremos  programas para resolver problemas prioritarios de salud pública como:

  • Cuidado integral de mujeres gestantes y primera infancia, tamizaje neonatal integral y universal.
  • Orientación nutricional a las madres de familia para que reconozcan los alimentos que son beneficiosos para la salud, los que son necesarios, los que no aportan, y los que hacen daño y contribuyen con el aumento de enfermedades. La lucha contra el sobrepeso y la obesidad será frontal. Impulsaremos la lucha contra el consumo de bebidas azucaradas, snacks, galletas, chocolates, caramelos, pasteles y demás golosinas, que contribuyen al incremento de enfermedades crónicas diversas. Trabajaremos en la prevención y alimentación sana, para mejorar la calidad de salud de nuestra población.
  • Servicios de atención psicológica para casos de drogadicción, violencia familiar, abandono de la figura paterna o materna, bullying, y delincuencia juvenil. Un trabajo que reforzará las políticas de seguridad ciudadana.
  • Servicios de atención médica y de análisis clínicos de respuesta inmediata para la identificación, prevención de enfermedades recurrentes como el colesterol alto, triglicéridos, presión alta, gastritis, úlceras, hígado graso, retención de urea, hiperplasia benigna de próstata, entre otros.
  • Despistaje y detección temprana de cáncer de mama, ovarios, próstata, estómago, hígado, colon, entre otros. Dependiendo de los resultados se orientará al paciente para que acuda a un centro de atención especializado en enfermedades oncológicas, acompañándolos durante todo el proceso de curación.
  • Salud dental preventiva y correctiva, curaciones de caries, ortodoncias, endodoncias y charlas de cultura para el cuidado de nuestra dentadura.
  • Farmacia móvil con un stock completo de medicamentos genéricos para curar enfermedades leves y de temprana presencia. No existe una intervención exitosa si no se trabaja la medicación acertada luego del diagnóstico, es importante también proveer los medicamentos.
  • Salud oftalmológica, para prevenir, corregir y tratar enfermedades oculares como la conjuntivitis, hipermetropía, miopía, astigmatismo, presbicia, cataratas, glaucoma, retinopatía. desprendimiento de la retina y ceguera.

4.-) Gestión médica con equidad, atención oportuna y calidad de servicio

a).- Gestionaremos eficientemente nuestros recursos humanos, médicos, tecnólogos, y de enfermería.  Los trabajadores y trabajadoras de la salud de nuestra región, son el corazón de  nuestro sistema de salud, es por ello que potenciaremos las áreas de gestión del recurso humano en todas los centros hospitalarios de nuestra región,  para que puedan trabajar en espacios idóneos y dignos; con el apoyo de tecnología en el diagnóstico y prevención de enfermedades. Además velaremos por su salud, capacitación, y ascenso profesional, se implementará un régimen especial para que los trabajadores de la salud tengan también una atención preventiva y correctiva en su salud, brindaremos capacitaciones constantes que serán pagadas con presupuesto del Tesoro Público. No podemos esperar una atención eficaz si nuestros médicos pagan con sus sueldos una maestría o estudios de especialización y actualización en el país o en el extranjero, para brindar una atención tecnológica, científica y humana que nos merecemos todos los piuranos.

Trabajaremos de la mano con nuestros representantes en el Congreso de la República, el Poder Ejecutivo, el MEF, el MINSA, para lograr un presupuesto adicional extraordinario que permitirá financiar el empoderamiento de nuestros médicos en el ejercicio de su función.

 

Buscaremos el apoyo de las mejores universidades públicas, y privadas del Perú y el mundo, y de las  instituciones de cooperación que fomenten la igualdad de derechos como es la salud y la educación, con el objetivo de buscar becas y financiamiento para que nuestros médicos puedan fortalecer sus conocimientos  en todos los niveles y áreas (Post Grado y Doctorados) gratuitamente, que permitirán una formación en salud de calidad y en equidad para alcanzar indicadores de cobertura de nivel internacional de médicos, odontólogos, tecnólogos médicos, entre otros.

b).- Conformaremos el primer Consejo Nacional de Vigilancia para la correcta atención en los centros hospitalarios de la región. Este Consejo estará conformado por un representante de la  Dirección Regional de Salud, de los profesionales médicos que laboran en nuestra región, la población usuaria de los servicios, trabajadores auxiliares y  administrativos de los centros de salud, Colegio Médico y de la Defensoría del Pueblo. Este Consejo tendrá entre sus funciones revisar y actualizar la normatividad y protocolo de atención al paciente  y velar por su correcta ejecución en la atención al paciente dentro de los establecimientos de salud, con el objetivo de modernizar y humanizar los criterios de atención velando por la correcta atención médica, de asistencia y de los procesos administrativos, para que la población reciba una atención de calidad humana, solidaria y profesional, en el momento preciso y necesario para estabilizar e iniciar los tratamientos correctivos de la salud.

c).- Crearemos un fondo solidario para resolver casos de emergencia críticos en los distritos y provincias más alejadas de nuestra región. Este fondo  permitirá financiar situaciones de extrema urgencia en los distritos más alejados de nuestra región y los que el SIS no puede resolver, como traslados de emergencia a centros de salud de mayor nivel,  en el caso de requerir operaciones de urgencia, así como análisis de laboratorios, diagnósticos por imágenes, y compra de medicinas cuando el centro de salud no disponga de stock en sus farmacias. Bajaremos de este modo los índices de muertes por carencia de atención y dinero para afrontar emergencias. Este fondo se financiará mediante una teletón anual, aportes solidarios particulares y un fondo inicial que se obtendrá de aportes del Tesoro Público y empresas privadas. El correcto uso de los fondos estará a cargo del Consejo de Vigilancia de Salud Regional y será sancionado con cárcel su uso incorrecto.